Quemaduras de invierno: ¿Qué hacer si me quemo en casa?

Bienestar y Vida Sana

Temas: portada red salud

Junio 2022

Frecuentemente, se tiende a hablar de las quemaduras producidas por el verano, producto de la mayor exposición solar propia de esa estación del año. No obstante, en invierno el uso de sistemas de calefacción y el mayor consumo de líquidos calientes también aumentan el riesgo de quemaduras, pero ¿sabes bien qué hacer si te quemas en casa?

¿Qué es una quemadura?

Son lesiones producidas en la piel, debido a la acción de diversos agentes que provocan alteraciones que van desde un simple eritema (enrojecimiento) hasta la destrucción total de las estructuras y capas de la piel.

¿Cuáles son los tipos de quemaduras de invierno más frecuentes?

Las más frecuentes en invierno son las producidas en el hogar con agua hirviendo o estufas, debido al aumento de su uso para enfrentar las bajas temperaturas.

¿Qué grados de quemaduras existen y en qué se caracterizan?

Existen tres niveles:

  • Quemaduras de primer grado: afectan sólo la capa externa de la piel. Causan dolor, enrojecimiento e hinchazón.
  • Quemaduras de segundo grado: afectan la capa externa y la capa subyacente de la piel. Causan dolor, enrojecimiento, hinchazón y ampollas. También se llaman "quemaduras de espesor parcial".
  • Quemaduras de tercer grado: afectan las capas profundas de la piel. También se llaman "quemaduras de espesor total". Causan piel blanquecina, oscura o quemada. La piel puede quedar adormecida y no producir dolor tras la quemadura.

Este tipo de lesiones en la piel se dividen en dos grupos:

Menores

  • Primer grado en cualquier parte del cuerpo.
  • Segundo grado cuya extensión es aproximadamente de 5 a 7 centímetros de ancho.

Mayores

  • Tercer grado.
  • Segundo grado con extensión mayor a 5-7 centímetros de ancho.
  • Segundo grado en las manos, los pies, la cara, la ingle, los glúteos o sobre una articulación importante.

 
 ¿Qué medidas se deben tomar tras quemarse con líquidos calientes o estufa?

  • Mantener la calma.
  • Remover ropa y los objetos no adheridos bajo un chorro de agua (joyas, reloj, etc.), sin traccionar.
  • Irrigar con abundante agua fría por 5-10 min para enfriar la quemadura. 10-15 en niños y adultos mayores. Sin restregar la zona y sin usar jabón.
  • Cubrir la herida con algún paño limpio, planchado y humedecido (polera, toalla o paños de cocina).
  • Cubrir el paño con una venda o algún otro elemento para mantenerlo en su lugar.
  • Prevenir hipotermia manteniendo un ambiente tibio.
  • No reventar flictenas (ampollas). 
  • No aplicar pomadas, ungüentos o remedios caseros.
  • Administrar abundantes líquidos por vía oral siempre y cuando la persona esté consciente.
  • Trasladar de inmediato al servicio de urgencia  en caso de que sea pertinente. 

En el hogar todos los tipos de grados de quemaduras, se tratan de la misma manera.

¿Cuándo acudir al servicio de urgencia o a la atención médica? 

  • Quemadura en zona de pliegues, genitales, cara, manos, pies.
  • Quemaduras mayores: Quemadura con flictenas o bien con zonas blanquecinas o acartonadas.
  • Dolor que no cede con las medidas físicas (abundante agua en la lesión, paños húmedos).
  • Grandes extensiones de quemadura.
  • Niños menores de 4 años y adultos mayores de 60 años.
URGENCIA EN REDSALUD
Contamos con servicios de Urgencias en nuestras nueve clínicas a lo largo del país.

 
 ¿Qué no se debe hacer tras una quemadura?

  • No se deben reventar las ampollas.
  • No se debe aplicar agua con hielo a la quemadura
  • No se deben usar cremas tópicas u otras sustancias, como: pasta de dientes, hierbas medicinales, baba de caracol o cualquier otra sustancia.

Entérate de todas nuestras novedades y consejos, en nuestra comunidad de salud.