Colecistectomía ( Cálculo de Vesícula)

Colecistectomía (cirugía de vesícula)

Colecistectomía, despídete de los cálculos de vesícula

En RedSalud contamos con cirujanos especialistas en Cirugías de vesícula, que en conjunto con un completo equipo clínico acompañan al paciente antes, durante y después de su cirugía.

¿Qué es la Colecistectomía?

La Colecistectomía es la cirugía por la cual se extrae la vesícula biliar y los cálculos (piedras) que en ella se forman.

Esta última condición recibe el nombre de Litiasis vesicular o Colelitiasis y afecta tanto a hombres como a mujeres.

No obstante, es más frecuente en mujeres adultas; alrededor del 37% de las chilenas mayores de 20 años presentan cálculos en la vesícula.

Por su parte, la colecistectomía constituye el método más común para tratar las diferentes patologías de este órgano.

Esta cirugía es parte del programa Cirugía en el Día RedSalud, para más información haz clic aquí.
Averigua con tu médico si cumples con los requisitos para acceder a esta modalidad.
TU OPERACIÓN Y ALTA MÉDICA EL MISMO DÍA

¿Existe algún tratamiento previo a la cirugía?

La presencia de cálculos en vesícula biliar es una patología que suele requerir tratamiento, siendo éste, únicamente quirúrgico.

En este sentido, la colecistectomía es un tratamiento efectivo para eliminar los cálculos biliares, los cuales no se pueden disolver ni eliminar de otra manera.

¿Por qué es necesario sacar la vesícula?

La extracción de la vesícula es necesaria para poder prevenir diversas afecciones que producen los cálculos que contiene.

Entre las principales dificultades que una colecistectomía puede evitar en el paciente, se encuentran:

El ataque de vesícula: dolor intenso en la boca del estómago que aparece después de comer o en la noche.

Derrame biliar: en algunas ocasiones, los cálculos de la vesícula pueden obstruir la salida de la bilis desde el hígado.

Inflamación del páncreas: cuando los cálculos de la vesícula obstruyen el conducto biliar común, pueden detener el paso de enzimas pancreáticas y devolverlas al páncreas.

Cáncer de vesícula: los cálculos de la vesícula, con el tiempo, pueden derivar en un cáncer de vesícula.

Frente a esto, el tratamiento ideal es extirpar la vesícula con el objetivo de evitar complicaciones futuras.

Además, su ausencia en el cuerpo no es problemática dado que su función se sustituye de forma óptima por la vía biliar.

En este sentido, siempre es recomendable realizar la cirugía de manera electiva evitando la urgencia, dado que las complicaciones son menores y la evolución postoperatoria, efectiva.

Tipos de Colecistectomía

El tratamiento quirúrgico para la colelitiasis se puede llevar a cabo a través de dos diferentes tipos de intervenciones:

Colecistectomía tradicional

En la colecistectomía tradicional se efectúa una pequeña incisión debajo de las costillas en la parte derecha del abdomen, para retirar la vesícula con los cálculos.

Esta es una técnica cada vez menos utilizada y su realización tiene una duración de 1 a 2 horas.

Colecistectomía laparoscópica

Esta es la técnica que más se utiliza para quitar la vesícula y consiste en realizar cuatro pequeñas incisiones en el abdomen del paciente, por las que se conecta un fino telescopio con una videocámara.

De esta manera, el cirujano tiene una imagen magnificada de los órganos del paciente y puede guiar la operación de la vesícula.

La cirugía laparoscópica suele tener una duración de 1 a 2 horas, normalmente pudiéndose retirar el paciente el mismo día de la cirugía.

Consideraciones para la cirugía

Antes y después de realizar la intervención quirúrgica, es importante tener en cuenta determinados aspectos.

Tener en cuenta las recomendaciones permite que la operación de vesícula se realice de forma eficaz y sin inconvenientes.

Cuidados preoperatorios

Es importante seguir las indicaciones del médico cirujano para los momentos previos a la intervención quirúrgica.

Entre los cuidados que puede solicitar el especialista, se encuentran:

  • No beber ni comer, al menos, 8 horas antes de la cirugía.
  • Evitar la administración de determinados medicamentos, de acuerdo con el consentimiento médico, para evitar el riesgo de sangrado.
  • Contar con elementos personales, en caso de tener que permanecer en internación por más tiempo a causa de una posible complicación.

Consejos postoperatorio

Después de la cirugía, normalmente se puede regresar al hogar en el mismo día de la intervención.

En algunos casos se puede requerir de un día más de internación, de acuerdo con el caso específico de cada paciente.

Una vez en casa, se puede comenzar a comer y beber sin dolor, como así también caminar sin ayuda.

La recuperación total de una colecistectomía puede tener una duración aproximada de una semana.

¿Quiénes pueden realizarse esta cirugía?

La valoración individualizada del paciente por parte del médico es la que determina si puede someterse a una cirugía.

Normalmente, si el paciente no tiene riesgo de anestesia se le programará una cirugía para un momento determinado, de acuerdo con la gravedad de sus síntomas.

Esto garantiza que no habrá problemas más adelante, en el caso de pacientes jóvenes, y no sufrirán cólicos debido a la presencia de cálculos.

Entre los factores de riesgo asociados a la aparición de la colelitiasis, se encuentran: mujeres, obesidad, pérdida rápida de peso, dieta rica en grasa animal, diabetes, entre otros.

Colecistectomía, despídete de los cálculos de vesícula

En RedSalud contamos con gastroenterólogos y cirujanos especialistas en Cirugías de vesícula que, en conjunto con un completo equipo clínico, acompañan al paciente antes, durante y después de su cirugía.

Visita a nuestros médicos especialistas y evacua todas tus dudas, para que puedas realizarte la Colecistectomía de forma segura y confiable. Reserva tu hora en RedSalud.